Cómo exprimir tu fracaso al máximo

0
1

De qué manera exprimir tu descalabro al límite

Sí, tal y como si fuera una naranja. Total, el descalabro ya sucedió y no puedes volver el tiempo. Lo que sí puedes hacer es intentar conseguir el máximo valor de esa experiencia o bien, dicho en lenguaje financiero, puedes acrecentar tu “rentabilidad sobre el fracaso”.

Para entregar crédito a quien lo merece, el excelente término de “rentabilidad sobre el fracaso” o bien return on failure (en inglés) fue acuñado por los profesores Martine Haas, de Wharton, y Julian Birkinshaw, de London Business School.

En un papel que publicaron en Harvard Business Review explican que si procuráramos imaginar la fórmula de la rentabilidad sobre el descalabro, en el denominador estarían los resources que invertiste en el proyecto fracasado. Por ende, una forma de acrecentar tu retorno es sostener ese número lo más bajo posible, o sea, cuidar la cantidad de tiempo y dinero que inviertes.

En el numerador estarían los “activos” que conseguiste de ese descalabro. Por servirnos de un ejemplo, información del mercado, conocimiento de tu equipo o bien sobre ti. Otra forma de acrecentar tu retorno sobre el descalabro es sostener este número lo más arriba posible.

Haas y Birkinshaw sugieren 3 pasos para acrecentar la rentabilidad del descalabro en las empresas:

Reunir tantos puntos de vista como resulte posible sobre lo que ocasionó el descalabro y los potenciales resultados óptimos del mismo.

Compartir la sabiduría.

Hacer una encuesta a nivel corporativo para cerciorarse de que este enfoque cara el descalabro ayuda a tomar mejores resoluciones.

Mi experiencia con emprendedores que fracasaron me ha enseñado que el paso más bien difícil es el número uno. Muchos, ni tan siquiera procuran darlo.

No obstante, si deseas exprimir al límite tu descalabro debes atreverte a hacer una lista pormenorizada de todos y cada uno de los “subproductos” de tu infortunio, los buenos y los malos.

Para eso, implica a la mayor cantidad de personas y considera entre los aspectos provechosos lo que aprendiste de los clientes del servicio y la activa del mercado; estrategia, la cultura y los procesos de la organización; tu equipo de trabajo, tu estilo de liderazgo, y las tendencias futuras. Recuerda que todo esto va en la una parte de abajo de la fórmula y deseas que sea lo más extenso posible.

En lo que se refiere a la parte negativa que hay que estimar, están todos y cada uno de los costos directos y también indirectos del descalabro. Por poner un ejemplo, tiempo, dinero, costos externos como la reputación, y costos internos como que el proyecto haya sido un despiste del core del negocio. Para exprimir al límite tu rentabilidad sobre el descalabro deseas que este número sea lo más pequeño posible. Ten eso presente en el próximo proyecto que arranques.

La auténtica recompensa

Hacer el recuento de los daños y beneficios puede ser doloroso, más el auténtico beneficio viene cuando compartes el resultado de ese cómputo.

La misión de Fuckup Nights incluye un parágrafo que explica nuestra determinación de conseguir un cambio cultural que se reflecte en cambios de comportamientos. Por servirnos de un ejemplo, que tal como las compañías publican su informe anual, que publiquen su failure report.

Ciertas organizaciones ya lo hacemos. Por servirnos de un ejemplo, Ingenieros Sin Fronteras todos los años publica un informe con los descalabros que tuvieron en ese periodo. Indudablemente, un enorme ejercicio de transparencia que cada vez va a ser más frecuente.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here